close
Menu
German technology
Humic Substances Based Products
Humintech GmbH
Am Pösenberg 9-13
D-41517 Grevenbroich

Telefon: +49 2181 70 676 - 0
Fax: +49 2181 70 676 - 22
E-Mail senden

El lúpulo y los ácidos húmicos

El lúpulo y los ácidos húmicos

Preparando el lúpulo con ácidos húmicos para el futuro

La humanidad bebe 177.000 millones de litros de cerveza al año en todo el mundo. Además de las cervecerías, son sobre todo los cultivadores de lúpulo los que contribuyen de manera fundamental al éxito de este bien cultural. Sin embargo, el cambio climático y las últimas reglamentaciones de la ordenanza sobre fertilización plantean grandes desafíos a los cultivadores.

El cambio climático en el jardín de lúpulo

El lúpulo es un cultivo particularmente exigente. Una temperatura óptima y suficiente agua son los requisitos esenciales para obtener conos de lúpulo de alta calidad y plantas sanas, pero las condiciones están cambiando rápidamente. Las olas de calor y la falta de agua debido a la persistente sequía provocan pérdidas de cosecha y de calidad en el cultivo del lúpulo. Obligan al uso de la irrigación artificial y amenazan la existencia de las explotaciones agrícolas.

Cerveza y tierra

Además del clima, la condición del suelo es de inmensa importancia para el éxito del cultivo del lúpulo. Un buen suelo y unas condiciones climáticas favorables son los requisitos previos para una alta calidad del lúpulo. Sobre todo las características del suelo influyen considerablemente en el aroma de la cerveza. Sin embargo, los estragos del tiempo roen el suelo, especialmente cuando se trata de la pérdida de humus en relación con los fertilizantes y el cultivo del suelo. El cultivo intensivo sin una gestión adaptada de la fertilidad lixivia la miga a largo plazo y la hace susceptible a la erosión y a las enfermedades transmitidas por el suelo.

Un suelo sano se protege a sí mismo y a las plantas

Para hacer más soportables los períodos de calor para los cultivos de lúpulo y para reducir el estrés de la sequía de las plantas, deben añadirse activamente ácidos húmicos al suelo. Christoph Wiesheu de Hallertau en Alemania (la segunda mayor área de cultivo de lúpulo del mundo después de los USA.) ya ha experimentado con esto - con éxito. Distribuyó Leonardita que contiene ácido húmico en dos hectáreas de su campo y quedó impresionado: La infestación del cultivo de lúpulo con la marchitez generalizada del Verticillium disminuyó considerablemente y la calidad de los conos aumentó, lo que el cultivador de lúpulo pudo medir por un mayor contenido de ácido alfa.

Ácidos húmicos - con el mejor de los respetos para el suelo y la planta

Los ácidos húmicos tienen muchos efectos positivos en el suelo y las plantas. Mejoran las propiedades físicas, químicas y biológicas del suelo y promueven los niveles de interacción en el sistema suelo-planta. El resultado es la formación de humus, un mejor suministro de nutrientes y una mayor disponibilidad de agua gracias a una miga estable. El lúpulo se beneficia en todos los aspectos de la mejora del suelo. Es menos susceptible a las enfermedades, más resistente al estrés abiótico y mantiene los nutrientes disponibles para la planta.

Los ácidos húmicos pertenecen al humus como el lúpulo a la cerveza. Son una parte integral de la fertilidad sostenible del suelo y de la higiene en el cultivo del lúpulo y más allá. Sólo los ácidos húmicos pueden garantizar una cosecha de lúpulo suficiente a largo plazo.

¿Cómo afronta el cambio climático? ¿Tienes una receta efectiva contra el estrés de la sequía en el jardín de lúpulo?

COMENTARIOS

Sin comentarios

ESCRIBIR COMENTARIO

Nombre *

* Estos campos son obligatorios

HUMINTECH GmbH

Humintech es una empresa de alta tecnología, situada en Grevenbroich, enfocada a la investigación, desarrollo y producción de sustancias húmicas y ácidos húmicos para la agricultura, la ganadería, la industria farmaceútica y el medio ambiente. 

Contáctenos

Humintech GmbH

Am Pösenberg 9-13
41517 Grevenbroich / Deutschland 

Telf: +49 2181 70 676 - 0
Fax: +49 2181 70 676 - 22
E-mail

CARRERA 

Las Vacantes